Localización
Municipio de la comarca del Valle de Cofrentes. Su término limita: al N, con los de Jarafuel y Cortes de Pallás; al E, con el de Bicorp; al S, con el de Ayora; al O, con el de Zarra. Salvo una estrecha franja occidental por donde corre el río Reconque (que recibe en las proximidades de Teresa al río de Zarra para formar entre ambos el río Cantabán, afluente del Júcar), todo el término está ocupado por el macizo cretácico del Caroig, en una sucesión de muelas y barrancos que configuran un paisaje muy imbricado. Destacan las alturas del Pico del Caroig, en una sucesión de muelas y barrancos que configuran un pisaje muy imbricado. Destacan las alturas del Pico del Caroig, el Alto de Tona, Pino Alto y la Pedriza. Otros accidentes hidrográficos son los barrancos del Argongeña y de la Sima, y la rambla de Murell.

Están también las fuentes del Bolo, de la Sima, de las Balsillas, del Bosque, de los corredores y de Teresa.

El medio climático es relativamente extremado con medias térmicas que oscilan entre los 7º de enero y los 23º de julio y agosto. Su economía es básicamente agrícola, aunque con un pasado de cierto auge industrial. La superficie cultivada apenas llega al 15,6% del total municipal, quedando el resto poblado por pinos, carrascas y romeros. Con agua de fuentes y pozos se riegan las tierras en las que se cultivan melocotoneros y manzanos especialmente, maiz, hortalizas y alfalfa. En secano hay olivos y almendros. El cultivo de mayor superficie es el de cereales y viñedos. Abunda la ganaderia capruna y lanar, así como las colmenas para la extracción de la miel.

Su única vía de comunicación es la carretera de Requena a Almansa, con ramales a Zarra y a Bicorp. De su iglésia parroquial merece destacar el retablo del altar de San Blas, patrón de la localidad. Celebra fiestas en febrero a San Blas y en agosto a la Asunción de Nuestra Señora. Sus habitantes hablan en castellano.

Los rasgos históricos de Teresa de Cofrentes vienen marcados por su situación geográfica al oeste de la provincia de Valencia.

Esta población se encuentra en la comarca valenciana del Valle de Ayora-Cofrentes, ("la valle" para los lugareños). Esta comarca está formada por lo que antiguamente se conocía por los lugares del Señorío de Cofrentes (Cofrentes, Jalance, Jarafuel, Teresa y Zarra) y la villa de Ayora, viviendo su historia con las características propias de un territorio fronterizo entre dos antiguos reinos, el de Valencia y el de Castilla, siendo testigo directo de grandes acontecimientos de la historia de España.

Los primeros habitantes de los que se tiene constancia en la comarca son los íberos (300-200 a. C.).

La era romana comenzó con constantes pugnas por el poder. De aquella época son los cimientos del antiguo castillo de Teresa. Tras la derrota de los romanos por los bárbaros y del periodo visigodo, en el siglo VIII entra Tarik en España comenzando la etapa de dominación musulmana. En esa época Teresa pertenecía al distrito de Orihuela.

Con Abd-ar-Rahaman III (912-961) llegó el esplendor del Al-Andalus. Los habitantes de esta tierra formaron parte del ejercito de Almanzor. En el siglo XI subsistía la Algemia o romance mosaraví como habla popular de la comarca. En aquella época Teresa perteneció a los reinos de Taifas de Valencia y Xátiva. En 1221 Fernando III de Castilla queda a las puertas del Valle pero no lo conquista. Posteriormente, en 1239, Jaime I de Aragón también detuvo sus huestes en la frontera del río Júcar, desde Chirel hasta Valencia pasando por Alcira.

Entre los monumentos destacar el Cerro del Castillo, LaIglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción.En 1636 comienza la construcción de la "nueva" Iglesia y la primera piedra del campanario se coloca en 1632. Nuestra Iglesia, al igual que muchos otros templos, ha pasado por diversos avatares como testigo de la historia viva de nuestro pueblo. El más importante dentro de este siglo, fue la Guerra Civil que desgraciadamente destruyó todas las antiguas imágenes. Es de estilo neoclásico y es de resaltar el retablo del Altar Mayor. En los veranos de 1996 y de 1997 la Iglesia ha sido objeto de la restauración del crucero y presbiterio, recuperando para el pueblo los colores tradicionales y muy especialmente las pinturas de los cuatro Apóstoles en las pechinas donde se asienta la cúpula y las imágenes de San Joaquín y la Virgen Niña del Altar Mayor y la Ermita de San Apolinar.Bendecida el día 3 de febrero de 1702. Esta ermita da acceso al cementerio de esta población cuyas obras fueron concluidas en julio de 1816.

Imágenes extraídas de Wikipedia y texto de FVMP

 

Formulario de búsqueda

Lu Ma Mi Ju Vi Do
 
 
 
1
 
2
 
3
 
4
 
5
 
6
 
7
 
8
 
9
 
10
 
11
 
12
 
13
 
14
 
15
 
16
 
17
 
18
 
19
 
20
 
21
 
22
 
23
 
24
 
25
 
26
 
27
 
28
 
29
 
30